En el 16  julio de 1969, cuando la NASA efectuó el lanzamiento al espacio del cohete Apolo XI que transportó hacia la Luna a los astronautas estadounidenses Neil Armstrong, Edwin Aldrin y Michael Collins. Este martes, Rick Armstrong, hijo del primer hombre que pisó la luna, participó en la ceremonia de exhibición del traje usado por su padre.

El traje espacial no había sido mostrada al público en más de una década, hasta que volvió a ser expuesta en el museo del Instituto Smithsonian, en Washington, luego de una campaña para su restauración a las condiciones originales.

En la ceremonia se destacó que el grupo de astronautas se negó a que sus nombres fuesen bordados en los trajes, como siempre es habitual con las personas que van a los viajes espaciales, para hacer notar que se trata de un logro en equipo y no un triunfo personal.

Los otros dos tripulantes, Buzz Aldrin y Michael Collins, se reuniran este martes en la misma plataforma de lanzamiento, en una ceremonia que a su vez marcará el arranque de una semana de conmemoraciones de la misión Apolo 11.