CCSS recibe visto bueno para compra de insumos, equipamiento e infraestructura por $9.4 millones para atender emergencia por COVID-19


San José, 20 marzo 2020.- Amparados en el decreto de emergencia nacional, la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) recibió el aval de la Contraloría General de la República (CGR) para adquirir, por medio de la contratación directa con proveedores idóneos, equipos, insumos y readecuación de infraestructura del Centro Nacional de Rehabilitación (CENARE) para la atención de los casos de COVID-19.

“La utilización de mecanismos de excepción para casos de urgencia se encuentra regulada en los artículos 80 de la Ley de Contratación Administrativa y 147 de su Reglamento. Ahora bien, en razón de la declaratoria de estado de emergencia nacional y de conformidad con el artículo 5 del Decreto Ejecutivo No.42227-MP-S de la Presidencia de la República y el Ministerio de Salud, se autoriza contratar de forma directa a la empresa” se lee en la nota oficial emitida por la Contraloría General de la República a la CCSS.

La Gerencia de Infraestructura y Tecnología de la CCSS planteó al ente contralor nuevas necesidades a partir de los requerimientos que hicieorn los equipos médicos especialistas que están atendiendo esta emergencia sanitaria.

Es así como se solicitó la ampliación para adquirir 200 ventiladores pulmonares adicionales que vendrán a reforzar los equipos con los que hoy en día se cuenta en los centros hospitalarios. Este rubro implicará una inversión estimada máxima de US$6.900.000.00

Los 88 ventiladores que se solicitaron inicialmente se estarán destinado en su totalidad al nuevo centro especializado de atención para pacientes COVID-19, que se ubicará en las instalaciones del CENARE y que se está adaptando para atender los casos más complejos que puedan presentarse de esta enfermedad.

El ingeniero Jorge Granados Soto, gerente de Infraestructura y Tecnología, comentó que las gestiones con proveedores calificados para adquirir estos equipos están avanzadas y lo fundamental es que los tiempos de entrega estén acorde a las necesidades institucionales, pues actualmente por esta emergencia a nivel mundial la demanda es alta.

Junto a estos equipos se solicitó autorización al ente contralor para adquirir camillas para cadáveres (2) y bombas de difusión (384).

A la vez, en la solicitud avalada recientemente por la Contraloría General de la República, se incluye una partida por un monto máximo de US$2 millones para contratación de una empresa constructora para ciertas obras de infraestructura que se requieren de forma prioritaria en el CENARE.

Entre los trabajos a desarrollar está la instalación de equipos de aire acondicionado en todos los cubículos de hospitalización y área de almacenamiento de materiales limpios, la red de gases medicinales para habilitar el área de encamados, así como otras adaptaciones civiles y/ o arquitectónicas requeridas.

Según explic Granados Soto, la contratación de la empresa encargada de la obra civil será bajo la modalidad de reintegro, la cual ya se utilizó en la CCSS para la rehabilitación del hospital de Puntarenas, donde se le reconoce (contra factura) los gastos directos y/o indirectos que la empresa realice y sobre estos se efectué el pago adicional generado de aplicar un porcentaje que contemple los gastos administrativos y utilidad de la empresa constructora.

De momento, la CCSS amparado bajo el decreto de emergencia nacional y los mecanismos establecidos ha solicitado a la Contraloría General de la República autorización para invertir hasta us$13 733 450 millones en equipos, insumos e infraestructura para la atención de la emergencia COVID-19.

Anuncios

Deja un comentario