[adinserter block=»7″]
[adinserter block=»9″]

Redacción, 08 marzo 2020.- La Ministra de Educación, Guiselle Cruz, aclaró a la comunidad educativa del país, que no se ha emitido ninguna indicación, hasta el momento, para suspender lecciones en los centros educativos del país, producto de casos sospechosos o confirmados de COVID -19.

Hasta el momento, tanto el Ministerio de Salud, ente rector en la materia, como el Ministerio de Educación, han brindado los lineamientos a seguir si se presenta un caso sospechoso en algún centro educativo o instancias administrativas.

La ministra Cruz enfatizó la necesidad de estar atentos a las indicaciones que brindan las instancias oficiales. De presentarse el caso de sospecha de una persona con COVID 19, sea de estudiantes, docentes o administrativos, se estaría realizando de forma inmediata la coordinación correspondiente con el Ministerio de Salud (MS), para su debida e inmediata atención.

Además, resaltó la importancia de mantenerse informado por la vía oficial y evitar poner atención a noticias o información falsa que es muy común se presenten en este tipo de situaciones. Solicitó verificar la fuente de la información, para asegurarse de su veracidad.

“En este momento, lo más importante es mantener la calma y reforzar los protocolos establecidos por el Ministerio de Salud y la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS). De igual forma, mantener una estrecha coordinación con las instancias correspondientes, para brindar la mejor atención a la comunidad educativa del país y resguardar la salud e integridad de nuestros estudiantes, docentes y personal administrativo “, mencionó la jerarca.

Tal como se indicó en la circular emitida por el MEP, con los lineamientos por seguir, en el de caso de los centros educativos, deberán mantener activos los protocolos establecidos (Lavado de Manos, Tos y Estornudo), repasando su contenido todas las mañanas con la población docente y estudiantil. Así como al inicio de las actividades que se realicen (actos cívicos, reuniones de docentes y reuniones con padres de familia).

También identificar y atender de manera prioritaria a los estudiantes con afectación a la salud (dificultad respiratoria, síntomas alérgicos, tos, aumento de secreciones nasales, gripe, fiebre alta, entre otros) y coordinar con los padres de familia o encargados el traslado oportuno de las personas afectadas al centro de salud más cercano para la atención médica lo antes posible.

En caso de afectación severa o riesgo del estudiantado y personal del centro educativo, coordinar con el supervisor (a) o director (a) regional, la autorización para lo que se requiera, según corresponda. Siempre resguardando la seguridad de integridad de las personas afectadas.

De acuerdo como lo ha indicado el Ministerio de Salud, existen muchos tipos de Coronavirus, por lo que de presentarse un caso sospechoso, primero se debe descartar, no siempre puede corresponder al COVID 19, de ahí la importancia de mantener la calma y seguir las recomendaciones de los entes de salud.