Redacción.- Gracias a las acciones preventivas del Servicio Nacional de Guardacostas, durante las vacaciones de fin y principio de año, 33 personas que sufrieron accidentes acuáticos, fueron salvadas de morir ahogadas.

Así lo dio a conocer este lunes el comisario Martín Arias, director del Servicio Nacional de Guardacostas, quien indicó que el personal a su cargo también llevó a cabo 5.646 prevenciones a personas que estaban incurriendo en alguna práctica que los estaba exponiendo a sufrir algún accidente acuático.

Patrullajes se realizaron por mar y tierra

Las labores preventivas de este cuerpo policial del Ministerio de Seguridad se efectuaron por mar y tierra, usando tanto lanchas como motos acuáticas, cuadraciclos y patrullas.

En total el Guardacostas efectuó a cabo 345 patrullajes tanto por mar como en las playas, acciones que fueron efectuadas conjuntamente con otros cuerpos policiales e instituciones de primera respuesta.

Embarcaciones de transporte de turistas en la mira del Guardacostas

Arias agregó que los oficiales de las 11 estaciones que posee el Guardacostas también brindaron asistencia a 27 embarcaciones que experimentaron algún desperfecto o imprevisto en el mar, logrando así poner a salvo a sus ocupantes.

Aunque en muchos de esos casos las embarcaciones contaban con todas las medidas de seguridad y requerimientos de ley para navegar, en otros casos el Guardacostas detectó un alto grado de irrespeto a tales normas para transportar de manera segura a los turistas, en especial embarcaciones pequeñas.

Muchas de ellas no contaban con ningún permiso para el transporte de turistas, ni pólizas para responder civilmente ante accidentes acuáticos, además de no contar con los suficientes dispositivos de seguridad, tales como chalecos, además de estar sobrecargadas.

Es por ello que de inmediato los guardacostas les hicieron un llamado de atención a los capitanes de esas naves y los devolvieron de inmediato a puerto.

Para la temporada de verano que recién inicia, el director del Servicio Nacional de Guardacostas insta a la población a que sea más exigente a la hora de abordar estas lanchas y solicite, a quienes las operan, a que cumplan con las medidas de seguridad para evitar pérdidas de vidas, tal y como lamentablemente ha ocurrido en años anteriores.