[adinserter block=»7″]
[adinserter block=»9″]

Liberia, 26 junio 2020.- En un proceso que tardó cuatro días, la Fiscalía de Flagrancia de Liberia demostró que Francisco Javier Ortiz Carrillo es responsable de cometer un delito de violación de medida sanitaria, por lo que ayer fue condenado a un año de prisión.

El Tribunal de Flagrancia de la zona le otorgó el beneficio de ejecución condicional de la pena por tres años, por lo que el imputado no irá a la cárcel, sin embargo, de cometer algún delito en este periodo, quedaría sin efecto dicho beneficio y deberá cumplir la condena en un centro penitenciario.

La Fiscalía demostró que Ortiz tenía una orden sanitaria que le obligaba mantenerse en aislamiento en su domicilio por un plazo de 14 días. No obstante, la pieza acusatoria comprobó que, a pesar de que no había transcurrido ese tiempo, el 22 de junio anterior, el imputado salió de su casa y se trasladó a pie por un paso no habilitado en la zona de Peñas Blancas, en La Cruz de Guanacaste.

La Fiscalía de Flagrancia de Liberia también logró que se le condenara al imputado a cumplir con la orden sanitaria que le obliga a permanecer en su casa hasta que este plazo concluya.