Policía de Tránsito ha confeccionado más de 1.000 multas por conductas en extremo peligrosas

JUNIO 2019.- Girar en U en lugares indebidos, o conducir a más de 120 km por hora, así como adelantar en curvas son algunas de las conductas extremadamente peligrosas que la Policía de Tránsito ha sancionado en lo que va del 2019.

Estas sanciones, por ¢318.950,69 y la acumulación de 6 puntos en la licencia, estipuladas en el artículo 143 de la Ley de Tránsito, son las que tienen un valor mayor, justamente en proporción a la gravedad de la conducta.

Estas personas, con 6 puntos en la licencia, deberán someterse a un curso presencial de sensibilidad y reeducación vial, de una semana (lunes a viernes) y deberán ganarlo con, al menos, un 80 de calificación para poder renovar su licencia. Si el infractor portaba licencia por primera vez, de inmediato pierde el derecho a conducir por un año.

Invadir el carril contrario, separado por línea continua es la conducta más detectada por el cuerpo policial, con 432 boletas. Le sigue el giro en U o a la izquierda en zonas prohibidas, con 227 boletas.

“Todas las conductas que contravienen la Ley de Tránsito están en la mira de los oficiales, pero es claro que algunas implican un mayor riesgo para terceros inocentes, que puede ser víctimas de una maniobra irresponsable. Así, no es lo mismo conducir a más de 120 km/h que no portar la llanta de repuesto”, explicó el director de la Policía de Tránsito, Lic. German Marín Sandí.

Adelantar en curva, en intersecciones o puentes suma, en el tercer lugar de multas con relación al artículo 143, con 182 boletas. Conducir a más de 120 km/h suma 112 multas, mientras que conducir bajo los efectos del alcohol acumula 129 boletas, sumadas las dos categorías. Finalmente, conducir con la licencia suspendida alcanzó las 60 boletas entre enero y mayo.

“Algunas personas pueden pensar qué tiene de peligroso conducir con la licencia suspendida, y la respuesta está en la misma consulta. Si a alguien se le suspendió la licencia es porque cometió una o varias faltas graves, de mucha relevancia, una pudo ser conducir bajo estado etílico un día y al otro adelantar en curva, suma 12 puntos y se queda sin derecho a conducir”, puntualizó Marín.

El funcionario aclaró, en el caso de las multas por alcohol, que a esas boletas se deben sumar los 747 conductores presentados ante el Ministerio Público, pues su nivel de alcohol en sangre era tan elevado que más que una multa económica, deben afrontar un proceso penal.

Deja un comentario