Redacción.- Agentes judiciales destacados en la Sección de Fraudes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ), luego de investigaciones, vigilancias y seguimientos detuvieron ayer en horas de la mañana, a un hombre de 43 años de edad, quien figura como sospechoso del delito de Administración Fraudulenta.

De acuerdo con la información brindada por el OIJ, la detención se realizó tras allanar su casa de habitación ubicada en San Antonio de Desamparados, donde se logró el decomiso de importante evidencia para la investigación, tal como documentos y dispositivos que serán analizados para lo respectivo.

En la investigación realizada se logró determinar que el hoy detenido, quien laboraba como contador en una empresa que da servicios de equipos médicos, habría aprovechado su labor para desviar fondos al parecer a sus propias cuentas personales por un monto de noventa y ocho millones seiscientos cuarenta y un mil cuatrocientos catorce colones (¢98.641.414,00) y por un monto de ciento treinta millones setecientos sesenta y dos mil setecientos treinta y nueve colones (¢130.762.739,00). Trascendió que las transacciones se hacían de forma paulatina y en pequeñas cantidades desde hace varios años, hasta que llego el momento el año anterior, que salió a la luz el faltante y representantes de la empresa afectada interpusieron la denuncia.

Finalmente, el detenido fue pasado con un informe al Ministerio Público para determinar su situación jurídica.